Atentados no pararán la programación de Carnaval

Autoridades refuerzan seguridad en diferentes puntos  y garantizan una celebración en paz.

El ataque terrorista a la Estación de Policía del barrio San José en Barranquilla, que el sábado pasado dejó 5 muertos y 41 heridos, será una dolorosa página que los barranquilleros deben pasar, para sacar adelante la agenda del Carnaval y todos los compromisos que empresarios y el comercio local adquirieron con anterioridad.
Carnaval S.A, operador de las fiestas, lamentó los hechos sucedidos y el fin de semana continúo con la programación de las fiestas, luego de recibir el visto bueno del Comité de Seguridad de Barranquilla, en donde se acordó que la ciudad siga sus actividades.

 Entre sábado y domingo más de 5.000 bailarines en 98 grupos folclóricos, que trabajaron 12 meses de preparación y largas horas de trabajo para llegar a este escenario, participaron en los eventos de comparsas, danzas y cumbias que se cumplieron en la Plaza de la Paz con gran afluencia de público y grupos folclóricos.


“No podemos permitir que los violentos nos roben la paz y la alegría que caracteriza a Barranquilla y su Carnaval”, dijo Juan Carlos Herrera, miembro de una cumbiamba que se presentó el fin de semana. 

Las autoridades también están de acuerdo en que el Carnaval por ser parte de la historia y de la vida de los mismos barranquilleros debe seguir. “Tenemos que rodear a los policías en este difícil momentos difíciles”, manifestó el gobernador del Atlántico, Eduardo Verano.

El Mandatario recordó que para garantizar la seguridad y tranquilidad de los barranquilleros y visitantes, desde esta semana comenzaron a llegar a la ciudad 1.800 policías, de diferentes especialidades, que entrarán a reforzar el pie de fuerza local. 
Además, desde ayer, la Policía incrementó los retenes y las requisas en diferentes puntos de la ciudad. 

A su turno, el comandante de la Policía Metropolitana, general Mariano Botero Coy, en entrevista a Emisora Atlántico garantizó que la ciudadanía puede estar tranquila porque no se presentarán más hechos terroristas en la capital del Atlántico.

El comercio atento

El Carnaval de Barranquilla es una fiesta que en la temporada de celebración puede mover más de 30.000 millones de pesos en diferentes sectores.

Mientras que el sector formal de la economía local ya tiene dispuesto todo un montaje, que va desde bailes, contratos de orquestas nacionales e internacionales, instalación de palcos, hoteles, restaurantes, transporte, entre otros, el informal que contempla los vendedores ambulantes, maquilladoras, músicos, bailarines, etc... también espera las fiestas.

El presidente seccional de Cotelco, Mario Muvdi, dijo ayer que hasta el momento no se han presentado cancelaciones de las reservas en los hoteles, que si bien la demanda es alta, aún hay camas disponibles. 

El dirigente reconoció que en el ambiente hay temor, en especial a las personas que vienen de afuera, por eso lamentó que este tipo de hechos se presenten en la ciudad.
Sin embargo, algunos comerciantes no ocultan su preocupación porque este hecho termine por empañar el buen nombre de la ciudad y de sus fiestas carnavalera.

Compartir

Todas las marcas registradas son propiedad de la compañía respectiva o de Publinet Solutions. Se prohibe la reproducción total o parcial de cualquiera de los contenidos que aquí aparezca, así como su traducción a cuaquier idioma sin autorización escrita de su titular.